miércoles, 10 de abril de 2013

La jaula de las locas

Si hubiese escrito una entrada ayer, posiblemente hubiese sido un texto muy triste, donde trágicamente describo como me dejo dominar por un día a día que no puedo soportar, hablando de una soledad inherente a mis actos estúpidos de aislamiento social, a mi incomodidad frente a las relaciones; como una costumbre que se convierte en una tortura que me impongo sin ningún fin más que el de dedicarme a quejarme de lo triste que es mi vida y mi entorno... Hoy es el día en que abandono este círculo vicioso, porque quiero ser feliz, porque no tengo que estancarme por siempre en este invierno mental, en el cual la luz del sol parece algo ajeno y cada sonrisa parece de prestado.
He estado los últimos días postrada en cama literalmente, después del episodio de vómito con mi madre, tuve que ir al hospital al día siguiente por un dolor de tripa que me hizo llorar y sudar frío, mis gastritis de toda la vida que parece que me perforaran el estómago. Aun con la ranitidina intravenosa el dolor no mejoró, peor al día siguiente era mi examen final de cirugía y ya eran las 3 AM (el examen era a las 6 y no había estudiado nada), así que fui a casa, dormí menos de una hora, me duché, me vestí y me fui a presentar un examen que si apruebo, me doy con un canto en los dientes. Por suerte las otras notas me permitían relajarme con esta última, pero me jode tener que cagarla siempre al final y terminar con una nota mediocre.
Después he pasado días enteros durmiendo 24 h seguidas, con sueños extrañísimos de casitas en el Caribe, morgues, detectives secretos... Nunca me costó tanto despertar con en los últimos días, me aferraba sin querer a estos mundillos paralelos que cree en mi pseudo convalecencia.
He terminado cirugía y desde el lunes estoy en ginecología y obstetricia, rotación que me mantendrá bastante ocupada por los próximos meses. Mis amigas están todas juntas en un grupo y me dieron una patada con lo cual terminé sola en un grupo con gente que no me cae muy bien... Y aun no entiendo por qué me empeño en confiar en la gente. Llevaba muchos días triste sin poder llorar, pero al quedar sola mi gilipollas sensiblero interior ha salido en forma de lagrimilla en frente de todos mis compañeros, aunque creo que nadie lo ha notado; no entiendo que pasaba por mi mente.

Después de dos días sin comer, durmiendo, pesaba 63 kg. Hoy después de 1050 calorías y 45 minutos de ejercicio mientras sentía que mi cerebro bailaba en mi cráneo, es de 64. La hostia. Parte de mí sabe que he bebido gatorade y probablemente sean líquidos y tal y tal... La evolución de mi peso tendrá la palabra final sobre este tema.

Hoy vi "Una jaula de grillos", donde se ve Calista Flockhart delgadísima, con huesos maracadísimos por todas partes, guapísima en mi opinión. Quiero adelgazar de forma apreciable para el 22, ese día volveran mis amigas de su rotación fuera del hospital y quiero que me vean más delgada, porque sé que les jode y actualmente quiero joderles un poco, lo merecen.


 Esta le va a encantar a Meek, jeje, como agradecimiento por los videos de cardiokick. 

10 comentarios:

  1. Me encantó la imagen!!!!!!
    Y bueno, entiendo bien lo de la gastritis porque sí fue toda mi adolescencia. Trata de psarte un poco a Alisa para que hagas tregua con tu gastritis, tu estómago está a punto de desfallecer y no puedes sobre-exigirte más.
    Besito, y recuerda eso, CUIDADO con tu panza.

    ResponderEliminar
  2. Esos conejos jeje. Deben ser muy fuertes esas gastritis, no han encontrado nada q ayude para prevenir q se complique tanto? cuidate mucho
    besos

    ResponderEliminar
  3. ayyyyyyyyy cariño ,te entiendo ,tendemos a castigarnos tanto.
    pues no ,con un par de cojones,sal,diviertete,disfruta de oequeños momentos,relacionate ....por que el quedarse en cama no ayuda en nada,al reves te sientes muchisimo peor,asi que mira a la vida con una sonrisa y a por todas.

    ResponderEliminar
  4. Muy linda imagen, no sé por qué la miraría una hora entera :p

    Qué espanto que te sientas así y te pase eso!! Ojalá pase pronto, en serio, después de todo lo que mencionaste para colmo se suma la incomodidad y la frustración..
    Mereces ser feliz.. Yo a veces pienso que hacemos ciertas cosas que hasta nosotras no le hallamos sentido sólo para castigarnos después.. como quien come para vomitarlo.. es algo así en general. Pero sería genial reconocerlo cada vez.. y es igualmente genial que quieras salir del invierno, como decís.

    Mucho ánimo :)

    ResponderEliminar
  5. Verás como al final el examen te ha salido mejor de lo que crees!
    En cuanto a tus amigas... qué decirte! Pues que te entiendo perfectamente, que yo también he pasado por lo mismo una y mil veces y que parece que nunca voy a escarmentar.
    Aunque en el fondo sepa que es mentira, me consuela pensar que el universo pondrá algún a cada uno en su lugar, y ¿sabes qué? estoy segura de que para el día 22 habrás perdido unos cuantos kilos, te verás preciosa, y les darás a todas con un canto en los dientes.
    Un beso muy gordo! ;)

    ResponderEliminar
  6. Me encanta leer que quieres ser feliz, es lo mejor que se nos puede pasar por la cabeza. Con esa actitud seguro que vas a mejor.

    ResponderEliminar
  7. Me alegra mucho leer que querés ser feliz!! Ánimos preciosa que seguro estando positiva podes lograrlo.. Acá estamos para apoyarte :) Fuerza para llegar al 22 con algo menos de peso :) Un beso grande grande!!

    ResponderEliminar
  8. Que bonita imagennn! Me encantó! También me parece genial que hayas tomado la decisión de ser feliz, es un gran paso (: A ver como salió el examen de cirugía... pensa que no fue tu culpa que se haya dado asi, las circunstancias hicieron que no pudieras estudiar, no te culpesss :/
    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. Pf qué días tan duros... menos mal que has podido salir, has reflexionado y estás de nuevo motivada.
    Las gastritis son horribles... una noche acabé en el hospital por una de ellas, vomité de todos los colores y acabaron operándome de apéndicitis... + ingresada 2 semanas. Sé que no tiene que ver, fue casualidad, pero las gastritis me traen muy malos recuerdos y aún ahora lo sigo pasando fatal cuando como en exceso cosas que no debo. Espero que ya te encuentres mucho mejor.
    Ánimos cielo, sonríe y sigue adelante.

    ResponderEliminar
  10. Irónico, vas a ser doctora y te tratas como la merde! omg mujer, vivimos así, es lo peor, mundo de vomitos, de aislamientos y es que hay cada pelotudo entrenado que nos lastima...

    Quisiera levantarte el animo, darte un abrazo pero ya ves estoy acá detrás de una pantalla igual que tu, dolida con el mundo pero que carajos, supongo que ya vamos a encontrar a alguien que nos aguante y nos ame tal y como somos...

    Joder, que con lo del peso es un fucking embole pero ya mejorará, de seguro son liquidos.
    <3

    ResponderEliminar